En condiciones deplorables se encuentra la Institución Educativa Inicial N° 672, ubicada en el Asentamiento Humano Juan Peñaherrera Valera.

Mónica Oscanova Panduro, directora del plantel que asumió el cargo hace dos meses, indicó que la infraestructura está deteriorada y no cuenta con las condiciones adecuadas para albergar a los 64 niños matriculados de 3, 4 y 5 años. Ni siquiera para almacenar los alimentos de Qali Warma.

Las paredes presentan filtraciones producto de las lluvias e incluso las aulas suelen inundarse poniendo en riesgo la seguridad de los más pequeños que corren el riesgo de resbalarse.

“El local es propio por una donación, pero falta hacer el saneamiento respectivo. Nos dieron un presupuesto de mantenimiento con el que hemos priorizado la parte de atrás que se caía y la hemos cerrado, pero eso presupuesto no cubre la refacción de toda la institución y ahora con las constantes lluvias”, comentó.

Lamentablemente en 24 años que lleva funcionando el colegio nadie se preocupó en gestionar mejoras. Ayer, debido a que el techo corre el riesgo de caerse, se vieron en la obligación de suspender las labores escolares. Mónica Oscanova espera concretar el proceso para lograr el saneamiento físico legal y se pueda continuar con las refacciones.

“Esperamos que desde la gerencia (de educación) nos apoyen para lograr el saneamiento y tener la construcción más antes porque nuestros niños tienen el derecho a tener educación”, dijo.

☞ Encuentra esta y otras noticias de interés, visitando nuestra página web:
https://proycontra.com.pe/

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí