ESCRIBE: Jaime A. Vásquez Valcárcel

*Nuevamente se demuestra que es posible revertir cifras negativas de lectura.

Perú ocupa el último lugar en lectura de libros y comprensión lectora en Sudamérica. Loreto ocupa el último lugar en el país en esos dos rubros. La Encuesta Nacional de Lectura del INEI, señala que en Perú se lee en promedio de 1,9 libros al año. En México el promedio es de casi cuatro libros. En Chile, cinco. En España, de 10. Leer poco no es únicamente el problema. Más terrible es comprobar que lo poco que se lee no se llega a entender. La última prueba PISA tiene esta conclusión: dos de cada diez adolescentes de 15 años son capaces de comprender lo que leen. Es decir, esos muchachos que están a punto de graduarse en la Secundaria, tienen esos niveles de comprensión lectora. Ése es el diagnóstico. Qué se debe hacer en el país y la región para revertir esos desalentadores resultados. Varias cosas, integrales.

El último viernes en Bretaña, capital del distrito de Puinahua, se ha culminado la primera etapa de un alternativa que pretende atacar estos dos males: la escasez de lectura y la falta de comprensión lectora. El método que se emplea ya demostró arrojar buenos resultados en toda la provincia de Requena el 2013 y 2104 cuando se entregaron más de 10 mil ejemplares y se evaluaron a los jóvenes. Bajo ese sistema la llamada “Atenas del Ucayali” pasó a ocupar el primer lugar en Loreto en comprensión lectora. Es decir, los jóvenes leyeron más y comprendieron mejor. Ahí están los resultados de la medición y las imágenes de esa época muestran a alumnos no sólo rindiendo pruebas sino entusiasmados al responder adecuadamente las preguntas y, además, recibir una premiación por ello. Bien sabido es que la competencia estimula, provoca y genera un efecto multiplicador. ¿La deficiencia de la propuesta? Carecía de continuidad. Las entidades estatales nunca pudieron comprometerse con el proyecto por los constantes cambios y la empresa privada siempre se mostró renuente e incrédula ante las propuestas de quienes impulsaban el proyecto. En esta oportunidad parece que las condiciones son distintas. El GOREL ha comprometido su apoyo al igual que PETROTAL, la empresa operada por peruanos que trabaja en la zona.

Bretaña tiene todo para que sea el distrito modelo en comprensión lectora. Este primer semestre, con la evaluación de julio, se ha demostrado que los jóvenes se interesan por la lectura, que es necesario un acompañamiento y que la premiación funciona como motivación para quienes han obtenido algún incentivo y para quienes pretenden lograrlo. Esa relación jóvenes-docentes-padres de familia es una fórmula que no falla. Todo ello bajo la dirección de un maestro como Gerald Rodríguez Noriega, director del colegio donde se ejecuta el proyecto, que además es escritor e investigador de la literatura amazónica. El rostro risueño de los estudiantes, la mirada agradecida de los docentes, la cara de aprobación de los padres de familia, han señalado que el camino está para andarse. Al finalizar el año escolar los alumnos de Secundaria habrán leído 8 libros, por lo menos, y habrán comprendido lo que leen. Cuando se tenga los resultados de esa medición podremos decir que Puinahua no sólo es el distrito donde se produce mayor petróleo y genera recursos que sirve para la región y el país sino que allí se ocupa el primer lugar en número de libros leídos y están en la vanguardia de la comprensión lectora en Perú.

Artículo anteriorBRETAÑA: REPARAN PRODUCTORA DE HIELO
Artículo siguienteportada de hoy lunes 24
Pro y Contra es un diario peruano de circulación nacional y regional que se edita en la ciudad de Iquitos y tiene edición regional en Yurimaguas.