Skip to content

Nuestro patrimonio

Como es previsible y comprensible toda la agenda mediática está circunscrita al fallo que emitirá el lunes por la mañana la Corte Internacional de Justicia de La Haya sobre el diferendo marítimo entre Perú y Chile. Por eso es que ha pasado desapercibido una noticia que tiene su origen en el mismo Ministerio de Relaciones Exteriores y que no es menos importante que la decisión del tribunal internacional: repatriación de 27 piezas textiles.

Los objetos provienen de EE.UU., Brasil, Australia, Egipto y Gran Bretaña. Algunos de los bienes fueron devueltos de manera voluntaria por ciudadanos estadounidenses residentes en la ciudad de San Francisco, entre ellos una muñeca de la cultura Chancay. El lote comprende 27 piezas textiles recuperadas, entre las que destacan instrumentos de tejer, ovillos de fibra de algodón y paños enrollados, aparentemente pertenecientes a la cultura Lima. La ceremonia de presentación de los bienes fue encabezada por los viceministros de Relaciones Exteriores, Fernando Rojas y de Patrimonio Cultural, Luis Jaime Castillo. Los objetos fueron presentados a los periodistas en la sede del Ministerio de Relaciones Exteriores.

Hasta ahí todo estadístico. Todo convencional y protocolar. Ahí viene lo interesante. ¿Hay algún lugar en Iquitos donde los oriundos y visitantes puedan ver objetos que usaron nuestros antepasados? ¿Existe un espacio físico donde podamos recorrer históricamente todos los momentos que vivió la Amazonía peruana? ¿A dónde acudimos para repasar la forma de vida que tuvieron esos oriundos y foráneos que poblaron Iquitos desde su nacimiento como pueblo y convertido luego como ciudad principal de la Amazonía peruana? Siempre me ha intrigado todo el proceso histórico y la carencia de lugares donde se pueda rememorar aquello.

Por eso cuando visité el Convento de Ocopa en Junín o el Museo de Antropología en Madrid me quedé asombrado con el material que allí se tiene y sorprendido por su escasa difusión y su nula publicidad para que la frecuenten los interesados. Ya habré escrito más de un par de artículos en ese sentido. Incluso en uno de ellos proponía que, a las buenas o a las malas, se regrese al lugar de origen los monos disecados, los lagartos inmovilizados y los ronsocos conservados que permanecen casi en el anonimato en Junín. De la misma forma que se tiene que presionar para que los bikinis atrevidos que usaban las indias iquito y los utensilios de cocina que utilizaban nuestras mujeres del pasado para elaborar alimentos y que están escondidos en cajitas bien cuidadas del Museo de Antropología en la capital española.

Ese patrimonio selvático tiene que integrarse a la urbe iquiteña. Complementar los esfuerzos público y privado que por estos días se nota en Iquitos para tener un lugar de recorrido histórico. Es una tarea pendiente. Porque ese patrimonio es nuestro, de todos. Y tiene que venir a la capital loretana. No sé cómo ni cuándo. Pero tiene que llegar el día que nuestras autoridades locales e inclusive del Ministerio de Relaciones Exteriores se empeñen –con la misma voluntad que se repatria los objetos de las culturas costeñas y serranas- en regresar lo que se han llevado tanto misioneros como pendencieros que saquearon todo, menos nuestra alma.

 

3 thoughts on “Nuestro patrimonio”

  1. merece el apoio unánime de todos y que las autoridades correpondientes hagan las diligencias del caso..

  2. APOYO TU INICIATIVA DE REPATRIAR TODO EL TESORO DE IQUITOS AHORA SOBRE LA LIMITACION LOS QUE TENEMOS USO DE RAZON TODO NOS PERTENECIA LO QUE NO PUDIMOS RECUPERAR CON LAS ARMAS LO ESTAMOS HACIENDO EN LA MESA Y QUE LOGRO ES NADA NADA .

  3. Interesante…Tu que tienes influencia en el Cuarto Poder que es la TV deberias difundir estgo y tocarlo mas a menudo o realizar una campaña para repatriar lo quitado por Spain…
    Interesante tu Articulo Jaime…espero se haga algo y el apoyo de mi persona.

Comments are closed.


Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (0) in /secondary/proycontracom/public_html/wp-includes/functions.php on line 5275