CUIDAR LAS MANOS

No solo se trata de llevar una bonita manicura, las manos necesitan una serie de cuidados para evitar que envejezcan antes de tiempo. Y es que su delicada piel, constantemente expuesta al sol, al frío, al calor, al agua, a productos químicos

A la hora de lavarlas hazlo con agua tibia tirando a fría. El agua caliente, aunque resulte muy agradable, sobre todo en invierno, reseca mucho la piel y provoca deshidratación. Además te recomendamos que uses un jabón de pH neutro y que no frotes con mucha fuerza.

Aplica crema hidratante a menudo. Como mínimo deberías hidratarlas dos veces al día, por la mañana y por la noche, antes de acostarte con una crema específica. Pero si tus manos tienden a resecarse, te aconsejamos que lleves siempre en el bolso una crema hidratante de manos y la apliques tantas veces consideres necesario.