Solo sé que fue en marzo

83
0
Compartir

Llegar a un asentamiento humano y encontrarse con un letrero grande que te da la bienvenida, pero para acceder a él tienes que hacer malabares sobre un frágil puente de madera o caminar por la inundación que ya llegaba a las rodillas. Una realidad que hasta ahora muchos viven.

(Visited 32 times, 1 visits today)
Compartir
Artículo anteriorJhodernet
Artículo siguienteY esto quién lo permite

Deja un comentario