Nueva Amazonía

339
1
Compartir

Después de las palabras pronunciadas con absoluta falta de respeto por el Ministro de Economía, Miguel Castilla, hacia el Presidente del Consejo de Ministros, César Villanueva ya no quedaba otro camino que la renuncia. Aunque fuentes gubernamentales aseguran que el domingo por la mañana ya el expresidente de la Región San Martín había decidido su alejamiento del cargo. Pero, contrariamente a lo que deseaban sus adversarios políticos y del propio gobierno, Villanueva no tuvo palabras altisonantes ni hacia el Ministro que le faltó el respeto ni para nadie del Poder Ejecutivo.

Tanto en la entrevista extraordinaria que le hizo Raúl Vargas Vega en RPP Noticias minutos antes del mediodía como la que le hizo minutos después del mediodía la periodista Pamela Vertiz de ATV+, el renunciante Premier dio clase de política en un país donde abundan los políticos sin clase. En ambos incidió en que se debe apoyar la institucionalidad democrática y que se va con la misma humildad con que ingresó a uno de los puestos más apetecidos del Poder Ejecutivo.

Villanueva, a pesar de sus tres meses y pocos días en el cargo, será recordado como un Premier que se despercudía del figuretismo, tan propenso en quienes ocupan esos cargos y se desmarcaba del ayayerismo, tan impregnado en varios sectores de la administración pública y que retroalimenta toda la mediocridad que existe y se reproduce en torno a un puesto de importancia. Curiosamente, el perfil bajo que dio a su Premierato fue blanco de algunos medios que han hecho del oficio un vaivén de inexactitudes que provoca arcadas en algunos casos.

Además, el expremier, ha dejado bien en alto al hombre amazónico. Ha sido un digno representante de la clase política amazónica que debería prevalecer en todas las regiones. Ideas claras, expresión diáfana sin sobresaltos, posturas principistas y, sobretodo, respeto al adversario. Políticos de ese fuste necesita el Perú. Pero, claro, cuando aparecen, los desperdiciamos de la manera más torpe y absurda.

La presencia de César Villanueva en la Presidencia del Consejo de Ministros ha sido positiva a pesar de su corta duración. Como bien lo recordaba Augusto Álvarez Rodrich en su columna diaria de “La República”, más allá de pensar en las anécdotas de su salida lo que se debería repensar ya en el país es el papel que tiene que jugar el primer hombre de confianza del Poder Ejecutivo. No podemos continuar exponiendo a figuras de la talla de Villanueva a una bufonada pública como la propinada por el Ministro de Economía, Miguel Castilla, quien al momento de escribir esta columna no se sabía si salía o no del Gabinete. Nueva Amazonía tiene que seguir contando con la participación de políticos como Villanueva porque eso demuestra que en política también se puede aceptar o renunciar a u cargo importante con esta condición: dignidad.

(Visited 32 times, 1 visits today)

1 Comentario

  1. El neonato ex-primer ministro,Cesar Villanueva exitoso presidente regional y ahora defenestrado por un ministro de economía que representa a la DBA y, por la misma mujer del presidente a quien nadie eligió . Bueno a don Cesar lo deseamos lo mejor,alas y buen viento.

Comments are closed.