Nada hemos aprendido

Nada hemos aprendido

126
0
Compartir

Uno de los movimientos políticos, empleando el terror y muerte, se alzó contra un Estado patrimonial que había dado la espalda a las personas menos favorecidas, este grupo fue Sendero Luminoso y también otros grupos de la misma calaña. Recordemos que Perú en los ochenta, aún todavía hay muchos rescoldos en la actualidad, era un estado patrimonial. No era (ni es) un estado jurídicamente moderno. En el diagnóstico estos grupos terroristas con sus más y sus menos, habían identificado las debilidades de un Estado en manos de unos pocos. Además del centralismo que es uno de los graves males y lastres, en la actualidad, la brecha en relación con las provincias y regiones es mayor. Y pocos hoy claman contra esta situación. Puede verse la actuación de los parlamentarios de provincias, casi todos plegados a los partidos hegemónicos nacionales. El modelo autoritario- tanático (de muerte) de SL fracasó rotundamente. Luego de un serpentino proceso de transición como en el caso peruano tenemos como legado que luego de la violencia terrorista poco o nada hemos aprendido. En plena crisis de SL se dio paso a un modelo autoritario rebujado por Fujimori, hasta con su propia Constitución, que aplicó un severo programa de ajuste o de shock (del vocabulario de los Chicagos boys, tribu a la que pertenece el actual presidente de la República) que nos dejó a gran parte de la población bajo conmoción – muchos han acotado la relación empática entre las violaciones de derechos humanos y la aplicación de las políticas de shock, véase la carta abierta del escritor argentino Rodolfo Walsh contra este tipo de política. Se desmanteló burdamente el poco Estado que quedaba. Se favoreció a grupos económicos y para dar la puntilla final, la corrupción campeaba a su gusto. Ni que decir de la situación sufrida en el ámbito de los derechos humanos. Luego de sufrir los embates de SL, el programa de ajuste o de shock, desgraciadamente, la corrupción ha sido la que ha pervivido en el país. Los políticos siguen en sus componendas. La democracia la sigue disfrutando una élite. La desigualdad sigue siendo un serio pasivo. No hemos aprendido nada.

https://notasdenavegacion.wordpress.com/

(Visited 34 times, 1 visits today)

Deja un comentario