Los bárbaros viven detrás de las vallas

198
0
Compartir

La línea divisoria de la frontera es mental y es muy difícil borrarla, aflora, desgraciadamente, en los momentos más inoportunos. Los míos y los otros. Aquí la civilización, allá los bárbaros. En esos suelos donde moran los que saltan las leyes, los que hablan a grito pelado. Los que viven en hordas enfurecidas (como señaló un alto ejecutivo de la FIFA por las protestas en Brasil por el campeonato mundial de fútbol, reclaman más inversión en las personas). En esos territorios salvajes reina el caos, el guirigay. Aquí es tierra santa y bendecida, allá los salvajes, los chunchos (en peruano). Seguro que estos y muchos prejuicios más está muy latente y a flor de piel en los territorios mentales y geográficos de frontera. En los márgenes a pesar de estar contaminados mutuamente en esos pasos de frontera hay quienes persisten en marcar, en diferenciar. Aquí en España un grupo de inmigrantes ha puesto a prueba la enorme brecha existente entre lo que se dice (o se firma de tratados y convenciones) y lo que se hace en materia de derechos humanos de parte de las personas que dirigen el país y de la sociedad civil. En el trato a los colectivos indefensos y de gran vulnerabilidad se mide la vocación de cumplir con los derechos humanos, sin embargo, se han comportado malamente. Y en este caso, el Reino de España ha salido por las patas de los caballos. A un grupo de personas que cruzaron las fronteras los esperaban disparando balas de goma (uno de los funcionarios dijo que no se dispararon y otro que sí, el de mayor rango ¿a quién creerle?) y las versiones siguen siendo contradictorias, con sabor amargo. Hay cámaras que han grabado esos luctuosos hechos y, el gobierno, sólo ha pasado para la opinión pública imágenes que más le conviene y muy manipulados. ¿Acaso no se dan cuenta que estamos ante un caso de la vida de las personas que han perecido ahogadas por una negligencia funcional? Lo peor ha sido la reacción de la prensa de derechas o conservadora, sin mostrar pizca de empatía por esas personas que no tienen otra opción que emigrar como fuera de su país.

http://notasdenavegacion.wordpress.com/

(Visited 21 times, 1 visits today)