LA  FABRICA DE LA BELLEZA

310
0
Compartir

Soy un fanático de los certámenes de belleza desde hace años, seguidor de las reinas y soberanas de la belleza nacional e internacional, ¿no podría existir Hobbies o distracción más gay que esa verdad?

Pues si soy un a los que llaman Missologo; de esos que estamos pendientes de la noche final de la coronación, cual es el mejor vestido de la noche, si alguna de las candidatas tiene sobrepeso, si la pasarela de tal o cual es mejor, de los que sabemos exactamente las fases de los concursos, quienes contestan acertadamente a la pregunta final o cuales de las chicas tiene más o menos cirugías en sus narices, mentón, pómulos, orejas, ojos. Etc y hasta podemos a distinguir el precios de las extensiones que usa una futura reina.

No soporte tanta belleza que mi fanatismo me llevo a decidir crear mi propio concurso de belleza, quería uno que tenga la elegancia del Miss Universo por lo menos de los años 90´s, uno que tuviera la ayuda social de Miss Mundo, uno que se viera como el Miss Supranational, uno que sea tan famoso pero tan famoso como el Miss Venezuela –es mi favorito-uno que tuviera los premios del Miss Tyfannys de Tailandia, uno que tuviera las candidatas más bellas y preparadas y nada calabazas literalmente.

¿Y que conseguí? Crear el Miss Amazonas un concurso que comenzó como un chiste para una noche de juerga en un antro cerca a la plaza Quiñones de San Juan , allí fue la primera vez que se hizo la magia , una magia que perdura por 14 años pretendiendo hacer de las chivas menos preparadas y convertirlas en señoritas , no siempre lo he logrado me ha costado muchas cosas entre ellos dinero, desvelos y demás pero no debo olvidar de que soy un missologo y por tanto debo ser completamente parcial aunque sea mi concurso.

Se aprende con el tiempo, se aprende a no dirigirte al jurado durante la noche de la gala final porque si no te acusan de comprar el resultado, se aprende a no ser amigo de ninguna de tus candidatas porque si no ya tienes favorita, no puedes ni siquiera poner a ninguna en la primera fila porque seguro ya te dio una buena paga por eso, no puedes asesorar a nadie porque te ganas enemigas dentro del certamen, no puedes tips de belleza –es un decir- porque seguro ya será la ganadora , no puedes porque recuerdo que soy el organizador.

Coronadas muchas, reinas pocas para mi gusto, algunas ni siquiera debieron llevar el titulo –No mencionare nombres-pero no soy el jurado felizmente , así son los certámenes no siempre gana la favorita , no siempre gana la que tiene más auspiciadores, no siempre gana la más bonita o la más flaquita.

¿Por qué lo hago? Por qué me da la gana de hacerlo y por qué este fue uno de mis sueños que se cumplieron en mi vida y que cada final de año sueño y despierto teniendo que crear el evento gay más importante de Perú y el certamen de belleza trans más duradero de Latinoamérica; como me gustan esos títulos.

 

(Visited 45 times, 1 visits today)