Gente que resta

294
1
Compartir

En la peruanísima costumbre de subirse al microbús del que puede ganar, del que va ganando o del que ganará, hay de todo. Oportunistas de varios pelajes, asesores rumrrilescos, arribistas de bajos peldaños, partidocráticos reciclados, politicastros sin suerte ni beneficio y simples mortales que no hacen ni el bien ni el mal, pululan en esa búsqueda de triunfo. Trepar sin vergüenza al vehículo del ganador posible es una manera de salir del espanto de los perdedores. Auparse al poder trae alguna recompensa, una reivindicación, un protagonismo. En estas elecciones los dos bandos sueñan con ganar. Como nadie tiene una vara mágica   para saber el resultado, algunos no saben qué carro tomar.

El autobombero Hernando de Soto, el varón que vende el cebo de culebra de que acaba con la pobreza donde quiera que le encuentre, ya trepó en cualquier esquina al microbús del aparentemente reciclado fujimorismo que él supone llegará primero. En el otro extremo, Kurt Burneo dejó el toledomóvil de hace poco y ya subió al llevo-llevo humalista. Alas y buen viento se les podría decir a ambos oportunistas. No podríamos decir lo mismo a los que, entre nosotros, suben en cualquier paradero a la candidatura nacionalista. Suben de mala manera, violando las reglas de tránsito y se acomodan en el techo del auto. Ansían ser vistos como ejes de una suma de votos que no sería tal.

En verdad, ignoramos si el ahora intolerante y desdeñoso, sobre todo cuando se trata de la verdad, Róger  Rumrrill adiciona votos a la candidatura nacionalista. Por una cuestión de orden, debería disimular su nueva militancia. No vaya a ser que su presencia sea una resta. Lo peor sería que esos otros que migran hacia la tienda del comandante en retiro o retirada también le resten votos.   Recomendamos a sus líderes que tomen cartas en el asunto.

(Visited 33 times, 1 visits today)
Compartir
Artículo anteriorJhodernet
Artículo siguienteSe hunde motonave

1 Comentario

  1. SI HACEMOS UNA PEQUEÑA LISTA, SE PODRIA MENCIONAR AL TAL CHACHAPOYAS QUE ES UNA VERGUENZA, A LOS SEÑORES DE PATRIA ROJA ,PIZANGO Y CIA., ESA GENTE YA DEBERÍA COMPRAR SUS PERIODICOS Y SENTARSE ALEER EN SUS VEREDAS, PORQUE CON SEGURIDAD ESTAN TAN OBSOLETOS QUE NI PODRAN ENTRAR A INTERNET

Comments are closed.