Discapacitados sin espacios

706
0
Compartir

Instituciones no cuentan con rampas para personas en silla de ruedas

Moverse de un lugar a otro en Iquitos suele ser un desafío o incluso un suplicio para cualquier ciudadano. Calles interrumpidas por obras y refacciones, veredas rotas, accesibilidad al transporte público limitado o congestionado. Semáforos que no funcionan. Es decir, todo un caos. Pero los que más sufren son los discapacitados, que ni siquiera tienen los accesos adecuados, tal como manda la ley.

Los discapacitados cómo se podrían trasladar en este mismo escenario en una silla de ruedas, con muletas, o sin poder ver absolutamente nada.

Lo que para la mayoría de los peatones o transeúntes es una molestia, para personas con discapacidad es, simplemente, una misión imposible.

La ausencia de rampas de acceso a edificios y lugares públicos, semáforos con sensores auditivos para que los invidentes puedan cruzar la calles, medios de transporte habilitados para llevar sillas de ruedas. A todo esto le dan poca importancia nuestras autoridades.

Para ver que facilidades brindan estas instituciones a las personas con habilidades especiales, Pro y Contra eligió dos municipalidades, la Provincia de Maynas y la municipalidad de Punchana. Además de conocer qué es lo que están haciendo las autoridades en sus jurisdicciones para poner en practica la ley N°30518 que exige a los gobiernos locales y gobiernos regionales utilizar hasta el 0.5%  de su presupuesto institucional a favor de la realización de obras, reparación o adecuación destinadas a mejorar o proveer de accesibilidad a la infraestructura urbana de las ciudades, incluyendo el acceso a los palacios y demás sedes municipales y regionales que están al servicio de todos los ciudadanos y prioritariamente a los que presentan algún tipo de discapacidad y el otro 0.5%  de su presupuesto institucional para financiar gastos operativos, planes, programas y servicios que por ley deben realizar las Oficinas Municipales de atención a la Persona con Discapacidad.

La alcaldesa de Maynas, Adela Jiménez Mera, aseguró que están trabajando en este tema, “Nosotros en todas las obras hemos mandado estudios y proyectos y áreas que tengan cuidado con el tema de la rampa y eso se está cumpliendo”, manifestó.

Janis Gómez, coordinador Regional del CONADIS Loreto, dijo todo lo contrario a lo señalado por la alcaldesa. Comentó que se sienten olvidados por parte de las autoridades y que no se está haciendo nada para los discapacitados, también hizo un llamado a las municipalidades a trabajar por este sector. “Las personas con discapacidad no exigimos nada especial, solo queremos gozar los mismos derechos como todas las personas, que se hagan las cosas como se debe porque se están vulnerando nuestros derechos y no podemos desplazarnos con libertad porque hay muchas instituciones, y ahora la plaza  28 de Julio, que no cumplen con las rampas adecuadas para los discapacitados”, expresó.

En las instalaciones de la OMAPED de la municipalidad de Maynas y de Punchana nos encontramos con varias sorpresas. La OMAPED Maynas no cuenta con las rampas de acceso a su oficina, lo que sí encontramos fue una entrada para un garaje, claro que no son las óptimas para las personas con habilidades especiales.

Alberto Lachi, trabajador de OMAPED nos dijo algo que nos llamó la atención, que en los trabajos que se estaban haciendo en la plaza 28 de Julio no se estaban haciendo las rampas, por lo que tuvieron que ir a conversar con la alcaldesa para construir finalmente las rampas que ahora existen.

Sin embargo, la alcaldesa de Maynas señaló que en su gestión las personas con discapacidad si están siendo consideradas. Adela Jiménez además se refirió al monto anual de dinero que ingresa al arca municipal, de dichos fondos el uno por ciento debe ser destinado a obras para los discapacitados.

A todo esto, Janis Gomes indicó que en cada obra que se construya el acceso para personas con discapacidad debe ser una obligación, más aún cuando es ejecutada por una municipalidad. Es decir que se piense en todos.

En la Oficina de OMAPED de la Municipalidad Distrital de Punchana, Javier Oliveira Achíng, jefe de la oficina municipal de atención a la persona con discapacidad, nos comentó la labor que están haciendo para la accesibilidad de los discapacitados y en dicha municipalidad al menos se vio el interés que ponen ya que se venía realizando un taller con personas con habilidades especiales.

Así estamos

Visitamos algunas de las entidades públicas y privadas donde al parecer poco o nada les importan los discapacitados. No cuentan con el acceso necesario, entre ellas la dirección regional de Comercio Exterior, Turismo y Artesanía – DIRCETURAun hotel que tiene el nombre de un gran río en la calle Loreto -en la misma cuadra de Defensoría del Pueblo-. El mercado de productores tampoco cuenta con rampas para discapacitados, en el lugar un encargado nos confirmó que efectivamente no existen estos accesos. El Ministerio Público de la calle Tacna tampoco cuenta con vías de acceso para discapacitados, en el embarcadero turístico de Iquitos, más conocido como el Huequito no hay rampas, al igual que en el hotel de una conocida cadena familiar en la calle Huallaga con Calvo de Araujo, y así encontramos más de lo mismos en otras calles de Iquitos.

Pero también en Punchana donde nos encontramos con la sorpresa que el ente recaudador del país, la superintendencia nacional de administración tributaria SUNAT/ ADUANAS tampoco cuenta con el acceso de rampas para las personas con discapacidad. Solo existe una rampa de acceso para vehículos a un garaje.

Así estamos, este es el panorama y la realidad, solo se espera que las autoridades, las entidades públicas y privadas trabajen para el bienestar de las personas discapacitadas y así ellas no se sientan excluidas y marginadas pues también forman parte de esta sociedad, como cualquier persona, de nuestra comunidad. Ciudad inclusiva antes que isla bonita, diríamos.

 

(Visited 142 times, 1 visits today)