Cazador acabó cazado y mal herido

359
0
Compartir

Tras persecución a huanganas

Cazador de huanganas

La radiografía muestra 22 perdigones incrustados en su abdomen, pero aparentemente no habría sufrido mayor daño interno y solo estaría afectada la piel externa.

Tras matar a cuatro huanganas y al intentar disparar una vez más, el montaraz Tercero Mauro Murayari Tapayuri (28) se tropezó con una liana y la escopeta se percuto alcanzándolo en el abdomen, provocando la pérdida de abundante sangre mientras los animales huían despavoridos en medio del monte de la quebrada Pucate, río Marañón, en el distrito de Nauta.

Cuando perseguía a las huanganas y al pretender alcanzar al más grande hizo un extraño movimiento como si retrocediera para atacarme y fue en ella que volteé para disparar pero como sus movimientos eran muy rápidos quise acelerar el paso, pero una gruesa liana se atascó entre mis piernas y caí al suelo mientras la escopeta arrojaba un disparo y me hirió. Así tuve que arrastrarme para gritar por ayuda de mi acompañante,  narró el cazador. (markito_33@hotmail.com)

(Visited 48 times, 1 visits today)